Homilía de la Solemnidad del Corpus Christi

Homilía de la Solemnidad del Corpus Christi

image_pdfimage_print

 

En la homilía de la solemnidad del Corpus Christi, D. Manuel Palma nos recuerda que en la Eucaristía queda, de tal modo, palpable la realidad divina, que no podemos sino admirarnos por un Amor que es invencido, por un Amor que toma siempre la iniciativa, que es primero y que llegan a nosotros sin mérito alguno de nuestra parte.

La Sagrada Eucaristía otorga la gracia de vivir el don de la Comunión. El Amor de Dios se hace palpable por la reunión de los muchos en un solo cuerpo.

La Eucaristía tiene en nosotros el efecto contrario de cualquier alimento. Cuando nos alimentamos, hacemos que la comida entre a formar parte de nosotros, que a través del torrente sanguíneo riegue cada uno de nuestros miembros. Por medio de la Sagrada Comunión se produce justo el efecto contrario: la comida, de la que nos alimentamos, nos absorbe a nosotros y nos convierte en miembros del Cuerpo de Cristo, que recibimos.

About the author

luisjnet administrator